martes, 11 de octubre de 2011

Tiempo de descomposicion de los matediales.


En teoría, todos los materiales son biodegradables. Sin embargo, muchos de los que son manipulados por el hombre tardan siglos en descomponerse. La recuperación, por ello, es importantísima ya que evita la acumulación de residuos y la contaminación del medio ambiente. El papel de los recuperadores tiene cada vez más importancia en una sociedad en la que cada vez hay más materiales de “usar y tirar” ya que muchos materiales, como puede verse a continuación, no desaparecen tan fácilmente.

Entre 1 y 14 meses

Papel, esparto, ropa o género de algodón y/o lino. Estos materiales, compuestos básicamente por celulosas, no suponen un gran problema, pues la naturaleza integra fácilmente sus componentes en el suelo. Gracias a la lluvia, no tardan mucho en degradarse. De todas formar, el reciclaje de papel sigue siendo imprescindible, pues evita el consumo excesivo de madera. Los desechos orgánicos, por su parte, tardan de 3 semanas a 4 meses.

10 años

Este es el tiempo mínimo que tarda un bote de hojalata en descomponerse, hasta llegar al estado de óxido de hierro. A la intemperie, hacen falta mucha lluvia y humedad para que el óxido la cubra totalmente. También tardan 10 años los vasos desechables de polipropileno, hasta que quedan reducidos a moléculas sintéticas.

30 años

Los envases bricks, compuestos por un 80% de celulosa, un 15% de polietileno y el 5% restante de aluminio. El mismo tiempo tardan los envases de lacas y espumas, uno de los elementos más polémicos de los desechos domiciliarios hace unos años por su contenido en CFCs, que fue rápidamente eliminado por la industria. Además, su estructura metálica los hace muy resistentes a la degradación natural.

100 años

Es lo que tardan en degradarse el acero y el plástico (los encendedores desechables son un buen ejemplo). El acero expuesto al aire libre comienza a dañarse y enmohecer se levemente después de 10 años. Mientras tanto, en ese periodo de tiempo, el plástico ni siquiera pierde color. Algunos plásticos tienen componentes altamente contaminantes y que no se degradan. La mayoría tienen mercurio, pero también pueden tener cinc, cromo, arsénico, plomo o cadmio. Comenzarán a degradarse luego de 50 años al aire libre, pero permanecerán como agentes nocivos.

De 100 a 1.000 años

Las botellas de plástico son algunos de los productos más rebeldes a la hora de transformarse, sobre todo si son enterradas. La mayoría está hecha de tereftalato de polietileno (PET), un material que los microorganismos no pueden atacar.

Más de 100 años

Los corchos de plástico están hechos de polipropileno, el mismo material de los envases de yogur. Unos 150 años tardan, por su parte, las bolsas de plástico. Están hechas de polietileno de baja densidad.

Mas de 200 años


Nada menos que doscientos años es lo que tarda una lata de aluminio en volver al punto de partida de su ciclo vital, convirtiéndose en un compuesto de óxido de aluminio, un componente común de las rocas que forman la corteza terrestre.

Más de 1.000 años

Éste es el tiempo que tardan en desaparecer las pilas.

Tiempo indefinido

La botella de vidrio, en cualquiera de sus formatos, es un objeto muy resistente y tarda milenios en transformarse y degradarse. Sin embargo, es posible reciclarlo en un 100%

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada